Setas frescas

Setas frescas de temporadas de primavera, otoño e invierno. Recolectadas en los montes del maestrazgo.

COMPRAR SETAS FRESCAS

Las setas frescas es uno de los grandes lujos de la cocina, tanto es así que su consumo cada vez es mayor. Tanto las setas recolectadas en primavera, como las recolectadas en otoño, son setas con gran demanda en el mercado.

Cosas a tener en cuenta antes de comprar setas:

1.- Seleccionar un proveedor de confianza.

2.- Conocer la trazabilidad del producto.

3.- Evaluar que no sea una seta venenosa.

4.- Comer de manera sosegada y tranquila, el consumo excesivo es perjudicial.

COMO CONSERVAR SETAS FRESCAS

Es importante seguir unas pautas a la hora de conservar correctamente las setas frescas.

1.-  Sistema refrigerado entre 0º a 4º

Es muy importante no romper la cadena de frio para que el producto conserve las mejores propiedades organolépticas. Para ello, una vez recibidas, deberemos de meterlas a la nevera con el fin de preservar la temperatura correcta.

2.- Evitar la humedad

Es muy importante evitar la humedad para que el producto no se pudra, por ello el recomendamos que las setas estén encima de un papel absorbente con el fin de absorber la mayor cantidad de agua posible.

3.- Evita lavarlas

Evitar lavar el producto ya que la seta es un producto que se descompone fácilmente con el agua.

4.- Cocina sin humedad

Para un correcto uso en la cocina, se recomienda quitar la humedad con un papel absorbente.

5.- Cocción rápida o congelar

Para evitar que el producto se ponga en un estado incomible, se recomienda hacer una cocción rápida o bien congelarlas.

Ambas formas son prácticas para poder utilizar el producto en cualquier momento.

¡7% DE DESCUENTO EN LA PRIMERA COMPRA!

DE FEBRERO A NOVIEMBRE